x

Médico emprendedor: estos errores pueden sepultar a tu empresa de salud

Es cierto que muchos emprendedores deben enfrentarse a muchos obstáculos al iniciar un negocio propio, pero definitivamente, no todo es malo.
Share on twitter
Share on facebook

Es cierto que todo emprendedor debe enfrentarse a muchos obstáculos al iniciar un negocio propio, pero definitivamente, no todo es malo.

La adquisición de una deuda financiera es uno de los mitos que es necesario derribar ya que la obtención de un crédito puede hacer que la empresa crezca y se mantenga con firmeza, siempre y cuando se haga con responsabilidad y se destine el dinero para el desarrollo empresarial.

En el caso de los médicos independientes ocurre lo mismo, por eso, a continuación te presentamos los errores más comunes al realizar una mala planeación financiera. Por eso, esto es lo que nunca debes hacer:

Falta de liquidez

Esto puede ocurrir en los primeros meses de actividades de la empresa y se presenta por mala organización de los ingresos y por un exceso de optimismo.

Mala planeación

Otro error es hacer un plan de financiamiento sin tomar en cuenta las necesidades a mediano plazo.

Costos fijos elevados

Para muchas empresas el outsourcing ha sido la solución para reducir costos. Si deseas aplicarlo en tu empresa de salud, procura que sólo sea en áreas secundarias del negocio.

Nula o escasa reinversión en el negocio

No seas tan prudente a la hora de invertir, ya que puede convertirse en un error que puede acabar en fracaso.

Dejar que las deudas te lleguen al cuello

Muchos empresarios emprendedores financian una buena parte de su negocio con sus propios recursos, otros más piden préstamos a familiares, amigos o a instituciones bancarias. Como sea, si adquieres una deuda, procura  pagarla tan pronto como obtengas recursos para hacerlo.

Ser demasiado optimista con los ingresos

Suele pasar que al iniciar un negocio, se calcule mal el tiempo que podría tardar en empezar a recobrar los gastos realizados.

No saber la diferencia entre finanzas personales y las del negocio

Nunca uses las ganancias personales para realizar compras personales y viceversa.

Compartir

Lo más Reciente

ÚNETE A LA COMUNIDAD DE PROFESIONALES DE LA SALUD