x

Si tus pacientes quieres perder peso deben evitar los wearables

Una investigacion demostró que aquellas personas que utilizan wearables para medir su actividad física pierden menos peso que aquellas que no lo hacen
Share on twitter
Share on facebook

Como médico en México es probable que una de tus mayores preocupaciones concernientes a la salud de tus pacientes gire en torno a su peso y talla (no por nada somos el país más obeso), siendo la alimentación y la actividad física los dos factores más importantes para revertir esta situación. Y si bien existen actualmente soluciones tecnológicas que nos permiten monitorear prácticamente cualquier de nuestras actividades, incluidas estas dos variables, un nuevo estudio sugiere que estos wearables podrían no ser tan efectivos como se piensa.

De acuerdo con un estudio llevado a cabo en la Universidad de Pittsburgh las personas que utilizan wearables para monitorear su actividad física tienden a perder menos peso que aquellas personas que no llevan registro de su actividad física.

Para alcanzar tal conclusión los investigadores dieron seguimiento a 471 personas de entre 18 y 35 años con un IMC de entre 25 y 40, mismas que fueron divididas en dos grupos. El primero de ellos realizó una dieta baja en calorías acompañada de ejercicio, mientras que el segundo grupo siguió el mismo plan, pero con la adición de medidores de actividad.

Al cabo de 24 meses los investigadores observaron que aquellas personas que habían monitoreado su actividad física durante el tiempo que duró el experimento perdieron un promedio de 3.5 kilogramos, en tanto que las personas que simplemente hicieron ejercicio sin llevar cuenta de este lograron bajar hasta 5.9 kilogramos en promedio, es decir, un 59.3 por ciento más que aquellos que monitorearon su ejercicio.

Si bien el estudio demostró que las personas que no utilizan este tipo de implementos logran perder una mayor cantidad de peso que aquellas que lo hacen, aún falta averiguar la razón de esto. Explicación que los expertos consideran completamente mental.

“Existe un cambio psicológico cuando los pacientes pueden ver su conteo de calorías o la cantidad de actividad física que han realizado; se permiten comer más puesto que han realizado algún tipo de actividad física”, señala la doctora Adrianne Youdim.

Sin embargo, los investigadores detrás del estudio no consideran que los wearables que miden la actividad física sean completamente obsoletos, pues pueden ayudar a las personas con sobrepeso y obesidad a fijarse metas y cumplirlas de una manera más fácil.

Los resultados de dicha investigación pueden ser encontrados en the Journal of the American Medical Association.

Compartir

Lo más Reciente

ÚNETE A LA COMUNIDAD DE PROFESIONALES DE LA SALUD